Facundo Pérez, de Lanús RC: “La sensación generalizada es de bajón”

El capitán del Vikingo confesó que “la sensación generalizada a esta altura del año es de bajón”, ya que no pudieron cumplir con el objetivo de ascender. En diálogo con DiarioConurbano.com el centro afirmó que pese a quedarse en el Grupo III de la URBA “no es un fracaso” y adelantó que el club emprenderá en 2019 “un nuevo proyecto” a largo y mediano plazo, por lo que Carlos Villalba dejó la institución y en su lugar asumió Emiliano Serafini como nuevo Head Coach.

Lanús no pudo cumplir con la misión de lograr la vuelta al Grupo II de la URBA y deberá volver a intentarlo la próxima temporada, por eso según el capitán Facundo Pérez en el plantel “la sensación generalizada a esta altura del año es de bajón”.

“Teníamos un objetivo planeado pero no se nos dio. Estuvimos hasta el final con las chances intactas, pero no se pudo”, reveló el centro del conjunto de Escalada en diálogo con DiarioConurbano.com.

Uno de los problemas que aquejó al Vikingo a lo largo de la temporada fue la falta de regularidad, ya que el inicio con victorias importantes como en el cásico ante Monte Grande no sirvió para mantener el ímpetu y continuar peleando arriba, por lo que el equipo se desinfló y relegó posiciones.

Más allá de eso, Lanús se supo recuperar y sobre el tramo final de la temporada se adaptó a la propuesta del nuevo cuerpo técnico y quedó a poco del ascenso pero no pudo concretar. “Venimos de varios años de cambio de entrenador con nuevas ideas de juego y últimamente nos pasa que cuando nos adaptamos viene uno nuevo”, lamentó en ese sentido.

Asimismo, Pérez reveló que “ahora arranca un nuevo proyecto que propone gente del club para comenzar un proceso largo a cinco o seis años para que no pase esto de cambiar” anunció. Por ese motivo, Carlos Villalba anunció su alejamiento de la institución tras finalizar su ciclo y su sucesor en el cargo de Head Coach será Emiliano Serafini, quien se desempeñaba como ayudante dentro del cuerpo técnico.

Pese al paso en falso, el capitán aseguró que se trató de una etapa más porque transitan “un proceso” que los llevó a jugar por un par de años en el Grupo II, un certamen que describió como “muy duro y más teniendo en cuenta los cambios que tuvo últimamente” que lo transformaron en “muy largo y pesado”, y con cierto esquema de juego.

“Ahora toca descansar la cabeza y empezar a pensar en el año que viene” porque todos los fines de año “existe la posibilidad de resetear y arrancar de cero” y por eso “no es un fracaso”, explicó.

Otro de los puntos que abona a su teoría es el recambio, factor que ponderó. “Hubo varios chicos que subieron a la Primera y lo hicieron muy bien, se adaptaron y eso sirvió porque ya hay gente que está dejando”, valoró en tanto.

De cara a la pretemporada Pérez afirmó que deberán apuntalar “más que nada lo físico” porque “en cualquier categoría que juegues, si no estás bien no podés hacerlo bien”, por eso sostuvo que deberán intensificar los trabajos de gimnasio y aeróbicos aunque “obviamente las destrezas también hay que entrenarlas”, advirtió.

“El entrenamiento tiene que arrancar con una buena base física y eso te lleva a que después todas las cosas que preparás o hacés te salgan mejor”, observó el centro del Vikingo.