Estiman que en marzo vuelven las competencias de baby fútbol en Lomas y Brown

La Asociación Deportiva Infantil de Almirante Brown (ADIAB) vislumbra que a partir de febrero podrán empezar las competencias de baby fútbol, con los protocolos necesarios y “siempre y cuando exista la habilitación por parte de los gobiernos nacional, provincial y municipal”. 

En diálogo con DiarioConurbano.com, el presidente de ADIAB, Cristian Dipace, estableció que la intención principal es finalizar el torneo de verano que quedó pendiente este año y del que son semifinalistas cinco equipos de la región.  

Según relató el representante de la entidad que nuclea un centenar de clubes de los municipios de Almirante Brown, Lomas de Zamora, Presidente Perón y San Vicente, comenzaron a entablar reuniones de las distintas zonas (A,B,C Y D) para “descifrar lo que viene para el año próximo”. 

“Nuestras expectativas son tratar de comenzar. No vamos a hacer un torneo de verano, pero sí va haber torneo anual y tenemos las expectativas de empezarlo a fines de marzo o a principio de abril y jugar en las cuatro zonas. Además, no va haber descenso pero sí va haber ascenso”, especificó Dipace. 

La idea de eliminar el descenso, explicó, es para que lo chicos no se sientan presionados por los puntos. “Lo importante es que los chicos vuelvan a hacer ejercicio, al deporte, y que puedan desarrollarlo con mucha tranquilidad, en eso estamos enfocados. Los chicos tienen muchísimas ganas de jugar un partido, porque hoy pueden entrenar, pero quieren competir”, afirmó el representante de la liga infantil y juvenil de la que participan chicos de las categorías 2007 a 2014. 

En cuanto a los protocolos con los que comenzarían a darse las competencias, Dipace reiteró que dependerá de lo que disponga la gobernación de Nación, Provincia y del municipio de Almirante Brown, y aclaró que “si no dan la venia no se jugará” de forma competitiva.  

En esta línea, observó que las condiciones edilicias de los clubes están dadas como para garantizar la seguridad de todos lo que participen de las jornadas, y advirtió que la Asociación “va a ir cancha por cancha para ver que se cumpla el protocolo” y en caso de que eso no suceda “se levantará la jornada”. 

En cuanto a la asistencia de público, el presidente de ADIAB analizó que “es difícil que no suceda”, pues los menores siempre están acompañados por algún familiar, por lo cual anticipó que habrá un cupo para que puedan asistir. 

“Puede llegar a haber en total 40, 45 personas con los delegados y los técnicos y cuando una categoría terminó de jugar saldrían y entraría la otra categoría con los otros papás. Es la idea que tenemos nosotros, siempre con el distanciamiento social en las tribunas, con el barbijo, siempre con el protocolo”, insistió. 

Desde ADIAB esperaban que la competencia de fútbol infantil comenzara junto con las clases escolares, que tuvieron autorización de iniciar hace un mes, sin embargo, no sucedió y son varios los chicos que no han entrenado durante los últimos meses de pandemia. Dipace reflexionó que si a un jugador profesional “le costó esto de la pandemia” a los chicos les pasó algo similar. 

“No es lo mismo jugar en el fondo de la casa y patear una pelota que entrenar, así que están faltos de ritmo, pero de a poquito van a salir adelante. Por eso el tema del año que viene de trabajar con los chicos y que no haya tanta competencia por el descenso”, concluyó. 

Por Romina González Álvarez