El hockey de Lomas Athetic volvió a los entrenamientos

Crédito: Sergio Lysycky

Tras seis meses de sin actividad por la pandemia, el hockey de Lomas Athletic volvió a la actividad grupal dentro de la sede Arenales del club. Los trabajos que comenzaron a finales de septiembre son solo físicos y en burbujas aunque en el club especulan que antes de fin de año puedan incorporar más ejercicios técnicos.

Si bien solo volvieron los equipos superiores a mediados de septiembre y en la segunda semana de octubre se les sumaron la quinta división de las cuatro líneas femeninas y la masculina, de a poco Lomas Athetic retoma los entrenamientos.

En diálogo con DiarioConurbano.com el Head Coach del hockey de Lomas AC, Claudio Junquet, explicó que por el momento “se está trabajando solo físico, con burbujas de cinco donde siempre tiene a los mismos dentro de ellas y que están juntos en la cancha, mientras el resto hace otra cosa afuera”.

A esto se le suma que durante esta  la semana “se comenzó a trabajar con palo y bocha pero manteniendo las burbujas y nada de contacto, solo conducción de un punto a otro o pases y recepciones con cinco metros de distancia”, agregó en tanto.

En cuanto a la metodología con las que se llevan adelante las labores físicas que realizan los jugadores más grandes del club, consignó que se trata de “un ejercicio mucho más controlado y seguro incluso que ir a correr a lugares abiertos” porque “se utilizan siempre las mismas burbujas con la misma gente y los trabajos se hacen siempre en el club”

Y puntualizó que “se aplican los protocolos usados en Europa” donde “los jugadores no tocan las bochas, solo lo hace el entrenador, y los preparadores físicos se encargan de los conos” para luego “hacer un ejercicio de conducción donde uno va por un lado y tira al arco y después va el otro por el otro lado y también tira” aunque “siempre con distanciamiento”.

Sin embargo, Junquet admitió que los preparadores físicos “notaron la falta de actividad de seis meses” aunque se trata de una situación excepcional porque “el que todo un equipo haya estado seis meses parado no pasó nunca, a lo sumo como máximo son 45 días durante el verano e incluso ahí se tiene algún plan físico”.

“Se nota la falta de ritmo, pero hay que empezar a recuperar desde ahora, parar lo mínimo posible en verano y ver si para marzo o abril se puede empezar con al menos el campeonato de mayores”, afirmó el entrenador principal del hockey de Lomas AC.

Pese al reinicio de los entrenamientos, Junquet lamentó que “en lo que queda del año ya no se va a poder jugar” pero consideró que “a medida que pase el tiempo se podrían establecerse los protocolos necesarios para que, con buenas medidas de control, ver si las mayores pueden empezar a jugar como lo están haciendo en España, Holanda, Bélgica o Alemania”.