Altas y bajas en Temperley que se rearma para la B Nacional

El técnico Celeste, Ricardo Rezza, ya definió que jugadores no serán tenidos en cuenta de cara al Torneo de Transición, en tanto que varios nombres comienzan a acercarse al club, recientemente ascendido a la B Nacional. En estos movimientos, se destacan el alejamiento de Brian Cucco y el retorno de Matías Bolatti.

Cada inicio de temporada trae consigo la reorganización del plantel, escenario que, pese al reciente ascenso, no es ajena al Gasolero. Es por eso que el DT puso manos a la obra y comenzó a diagramar el nuevo equipo con la  baja de 10 jugadores que no serán considerados.

Así, Carlos Ramos, Nicolás Demaldé, Ernesto Del Castillo, Leonel Unyicio, Martín Minadevino, Carlos Herrera, Alexis Olivera, Matías Jara y los juveniles Matías Maggiorini y Hernán Gómez, se despidieron del elenco de la zona Sur de GBA.

Sin embargo, la lista de desafectados no culmina allí, ya que a los prescindibles se suma el defensor Brian Cucco, quien pese a estar dentro de los planes del entrenador no llegó a un acuerdo para su renovación y quedará en libertad de acción a partir de julio.

La contracara de esta situación se presenta en las renovaciones de Federico Crivelli y Cristian Quiñónez, que se concretarán en el corto plazo, y en el arribo de refuerzos para cubrir las necesidades del conjunto de Ricardo Rezza.

En cuanto a las altas, Temperley  ya cuenta con el retorno de Matías Bolatti tras su préstamo en Junior de Barranquilla, de Colombia, quien será evaluado por Rezza junto con Emiliano Gianunzio para determinar su futuro.

No obstante, más allá de la vuelta del mediocampista, el Cele está cerca de cerrar la contratación de Gastón Bojanich, que jugó el último año en Barracas Central, y de Diego Mendoza, delantero de Estudiantes de La Plata de último paso por Villa San Carlos. En tanto que suenan Ignacio Oroná (Unión la Calera, de Chile, ex San Carlos), Nicolás Bertochi, Nahuel Benítez y Fabricio Pedroso (San Lorenzo).